Las vitaminas (I)

Emilio Kaiser

Resumen


Hace unos treinta años, la propaganda más perspicaz no había todavía descubierto las perspectivas comerciales de las vitaminas. El nombre mismo va a perpetuar uno de esos errores que pueden esperarse, cuando los padres no se dan bien cuenta del sexo de la criatura recién nacida; porque en la suposición de que esas sustancias de función eminentemente vital, pero de carácter químico desconocido, eran aminas, o sea cuerpos químicos con el grupo atómico —NH2 = amina, el químico Funk las denominó, menos exacta que eufónicamente, «vitaminas». Los progresos desde entonces logrados han ya influido notablemente en la medicina y hasta en el menú de los pueblos, y estos éxitos por sí solos, fuera de los nuevos conocimientos teóricos, han de dar una honda satisfacción a la ilustre fila de investigadores, dotados a menudo de las indomables energías de Colón, pero que en el caso más favorable dan en un océano de trabajos científicos con una nueva fórmula química. 


Enlaces refback

  • No hay ningún enlace refback.


ISSN: 0326-1328

Creative Commons License
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.

Ciencia y Fe
Facultad de Teologia
Universidad Católica de Córdoba 
Obispo Trejo 323 Centro 
(5000) Córdoba, Argentina
Tel.(54) 351 4286132
Correo electrónico: dir.biblio@ucc.edu.ar